Normas sobre publicidad política de Snap

Fecha de entrada en vigor: 15 de mayo de 2019

Snapchat promueve la manifestación de las ideas propias, incluso las de carácter político. No obstante, la publicidad política que aparece en Snapchat ha de ser transparente, lícita y adecuada para nuestros usuarios.

En resumen

Estas normas sobre publicidad política se aplican a todos los anuncios de carácter político que aparecen en Snap, incluidos los relacionados con elecciones, incidencia política y temas de opinión.

  • Los anuncios relacionados con procesos electorales incluyen publicidad sobre candidatos o partidos aspirantes a cargos públicos, medidas electorales o referéndums, comités de acción política y anuncios que instan a la población a votar o a inscribirse para poder hacerlo.
  • Los anuncios sobre incidencia política o temas de opinión son aquellos que hacen referencia a organizaciones o asuntos polémicos a nivel local, nacional o internacional, o de importancia pública. Estos anuncios incluyen temas como el aborto, la inmigración, el medioambiente, la educación, la discriminación y las armas.

La publicidad política debe cumplir todas las leyes y normas aplicables, entre otras todas las leyes nacionales, la legislación en materia de derechos de autor y de difamación, y (si procede) la normativa de la Comisión Electoral Federal (Federal Election Commission), así como otras leyes y normativas de carácter estatal o local. El cumplimiento de dichas leyes y normas será responsabilidad del anunciante en exclusiva.

Toda la publicidad política debe incluir un mensaje que indique "pagada por" dentro del propio anuncio, seguido del nombre de la persona o entidad que la financie. Además, Snap podría exigir un aviso que indique "pagada por" en la publicidad con enlaces a contenido político, con productos políticos y en cualquier otro caso a la sola discreción de Snap. En Estados Unidos, los anuncios electorales deben indicar si el anuncio ha sido autorizado o no por un candidato u organización. Aquellos anuncios de carácter electoral no autorizados por el candidato deben incluir la información de contacto de la organización que los financia.

La publicidad política debe cumplir las Condiciones de servicio de Snap, las Pautas para la comunidad y las Normas de publicidad. Esto significa, entre otras cosas, lo siguiente:

  • Que no incluirá ningún contenido que acose, intimide ni amenace.
  • Que no incluirá ningún contenido engañoso, falaz o que suplante a una persona o entidad, o dé una imagen falsa de su afiliación con una persona o entidad.
  • Que no incluirá ningún contenido que vulnere derechos de publicidad, el derecho a la intimidad, los derechos de autor u otros derechos de propiedad intelectual de un tercero.
  • Que no incluirá ningún contenido que presente violencia explícita.

Animamos a los anunciantes políticos a ser positivos, aunque no prohibimos categóricamente los anuncios que constituyen un "ataque"; la manifestación de posturas discordantes con las de un candidato o partido ni la promoción en contra de estos como parte de una campaña política si cumplen las demás pautas. No obstante, los anuncios políticos no deben incluir ataques relativos a la vida personal de un candidato.

Derechos de Snap

Snap revisará los anuncios políticos de manera individual.

Nos reservamos el derecho a rechazar, a nuestro único criterio, o solicitar modificaciones de los anuncios que consideremos vulneran las normas enumeradas anteriormente o resulten inapropiados por otros motivos. No aplicaremos nunca nuestro criterio con intención de favorecer ni perjudicar a ningún candidato, opinión política ni partido político.

También nos reservamos el derecho a exigir que se justifiquen las afirmaciones fácticas de los anunciantes.

Snap puede mostrar públicamente o divulgar información relacionada con la publicidad política, incluidos el contenido de los anuncios, a quién van dirigidos, el modo de presentarlos, lo que cuestan y otros detalles de la campaña.

Publicidad política de entidades o nacionales extranjeros no residentes

La publicidad política facilitada por Snap no puede estar pagada directa ni indirectamente por entidades o nacionales extranjeros no residentes -- en otras palabras, por personas o entidades que no son residentes del país en el que se realizará la publicidad.